Comer picante ¿Por qué puede ser beneficioso para la salud?

Pimentón de la Vera

El picante es una de las especias más usadas en la gastronomía. Es un ingrediente que aporta sabor, olor y aroma a cualquier receta. Además, deja una sensación en la boca que es de gran beneficio para la salud. Los alimentos picantes como el pimentón tienen capsaicina, una sustancia que provoca diversas sensaciones en el paladar.

Los pimientos y especias picantes tienen antioxidantes y vitaminas A y C. Por eso, consumir este tipo de alimentos aumenta la estabilidad del sistema inmunológico y mejora el sistema nervioso. Además, es ideal para prevenir enfermedades crónicas, como la diabetes o el cáncer.

Beneficios de comer comida picante

En cualquier parte del mundo el picante es muy consumido. Se puede encontrar en verduras, hortalizas y especias. Es ideal para hacer combinaciones únicas y de vanguardia. Además, posee grandes beneficios para el cuerpo humano, como los siguientes.

Bajar de peso

El picante tiene un alto contenido de capsaicina, una sustancia que afecta a las células nerviosas. Produce un aceleramiento en las pulsaciones cardiacas y el metabolismo. Sube considerablemente la temperatura del cuerpo, lo que ocasiona una quema mayor de calorías.

Consumir pimentón causa una sensación de saciedad de más tiempo y disminuye el deseo de consumir alimentos.

Mejora el sistema respiratorio

Consumir picante ayuda a expandir las fosas nasales. Además, es un limpiador natural de los senos paranasales. De esta manera, alivia resfriados, asmas, sinusitis crónica, neumonía y bronquitis. Gracias a que aumenta la temperatura del organismo, es ideal para eliminar bacterias causantes de infecciones respiratorias.

Evita enfermedades cardiacas

La capsaicina es ideal para evitar inflamaciones en el sistema cardiaco y aumentar la producción de antioxidantes en el organismo. El picante ayuda a reducir los niveles de colesterol malo y triglicéridos. Mejora la presión arterial, ya que dilata los vasos sanguíneos y arterias, lo que permite una mejor circulación de la sangre.

El picante reduce la inflamación en arterias. Evita enfermedades como accidentes cardiovasculares, infartos en el miocardio, problemas en arterias coronarias, arritmias y defectos en válvulas cardiacas. Al consumir pimentón fortaleces el corazón y elevas la temperatura de la sangre, lo que incrementa la oxigenación de los órganos.

Ayuda a la digestión

Aunque muchos no lo crean, el picante es un gran aliado para el sistema gastrointestinal. A muchas personas les irrita el colon, pero esta especia es una excelente alternativa para hacer más rápida la digestión.

Ayuda a prevenir úlceras estomacales y reduce ácidos dentro del estómago. Mejora la producción de jugos gástricos que promueven la absorción de vitaminas y minerales. Controla la mucosa intestinal y evita el estreñimiento.

Aumenta las defensas

Las especias como paprika, cayena, chile y jengibre tienen un alto contenido de vitamina C y antioxidantes. Estos actúan para aumentar la producción de glóbulos blancos y evitar el daño celular.

El picante mejora la cicatrización de la piel y favorece a la sudoración. La mayoría de los alimentos picantes como el pimentón, son ricos en vitamina A. Esta produce anticuerpos para combatir gripes y resfriados.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Ir arriba
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad